Preparando mi masa madre


A principios de año me propuse preparar mi propia masa madre siguiendo las instrucciones que dio Ibán Yarza en el programa Robin Food.

Así que en primer lugar tuve que hacerme con los ingredientes necesarios que se reducen a harina integral (de centeno preferiblemente), agua y tiempo. Para hacerme con la harina de centeno integral me recorrí casi todas las panaderías de Salamanca en su busca y al final me la proporcionaron en la panadería “Santa Clotilde” en la Plaza de España 16.

Mi intención con esta entrada no es dar los pasos para preparar una masa madre. Para eso ya tiene una fantástica entrada Ibán Yarza en su blog tequedasacenar.com. Sino símplemente contar mi experiencia.

Mi primer intento comenzó creciendo muy rápidamente pero al segundo día le salió moho y tuve que desecharla y empezar de nuevo :(.

El segundo intento se desarrolló más lentamente. Tanto que en algún momento incluso parecía que no avanzaba. Pero aún así seguí refrescando la masa madre con la esperanza de que llegase a buen puerto y finalmente, tras 10 días, conseguí una masa madre en plena actividad.

Está fue la secuencia tal y como lo fui viviendo y relatando en Twitter:

Día 1 – 20h: Preparando una masa madre por segunda vez. A ver si sale mejor este intento. Mezclo 80g de harina integral de centeno con 110 g de agua.

Día 2 – 20h: De momento no hay signos de moho. Vamos bien. Simplemente remuevo la mezcla.

Día 3 – 20h: Parece que se encuentra inerte, se aprecian muy pocas burbujas. He descartado la mitad y alimentado con más harina de centeno y agua. A ver que tal tras 24 horas más.

Día 4 – 20h: Empieza a mostrar algunos signos de actividad, se ven algunas burbujas y empieza a oler. Hoy tan sólo la voy a remover.

Día 5 – 20h: No acaba de subir como debería. La he alimentado con harina de centeno y la he cambiado a un sitio más cálido de la casa.

Día 6: No la toco.

Día 7 – 18h: Ayer no la toqué y hoy está cargada de burbujas. Esto marcha. He descartado la mitad y alimentado con más harina de centeno y agua.

Día 8 – 19h: Tiene aspecto de estar muy activa. Hoy la alimento con harina de fuerza de trigo y agua.

Día 9 – 19h: Tras el refresco de ayer la masa madre duplicó su tamaño en 4-5 horas y luego perdió casi todo el volumen. Refresco con harina de fuerza de trigo y agua.

Día 10 – 20h: Hoy vuelvo a refrescarla con harina de fuerza de trigo y agua. 3 horas después la masa madre había duplicado su tamaño.

Día 11 – 20h: Tras 24horas desde el último refresco la masa madre ha duplicado su tamaño y posteriormente ha perdido casi todo el volumen ganado. Vuelvo a refrescarla con harina de fuerza de trigo y agua.

Día 11 – 20h: 3 horas después la masa madre ha duplicado su tamaño.

Tras todo el proceso ha resultado 160 g de masa madre. A los 160g de masa madre le he añadido 100g de harina blanca de fuerza y 100g de agua para comenzar a preparar pan.

¡Preparando mi primer pan con masa madre!

Robin Food | Tostadas golfas de pan verdadero + Masa madre

Ibán Yarza | Cómo hacer masa madre, en vídeo y con preguntas habituales

Ibán Yarza | Cómo hacer masa madre (PDF 171 KB)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: